Como curar un flemón con remedios caseros

Cura el flemón o absceso dental con remedios caseros
Cura el flemón o absceso dental con remedios caseros

Este absceso dental, también llamado flemón, se trata de una molesta infección de las encías y la raíz del diente. Generalmente se llena de pus y provoca un dolor incesante.

Suele aparecer como una complicación derivada de la periodontitis que puede provocar incluso, la pérdida total del diente o dañar los huesos cercanos. Quienes llegan a padecerlo, presentan ardor, dolor agudo, dificultad para hablar y comer.

Cura el flemón o absceso dental con remedios caseros

 

Lo más recomendable es acudir al dentista para que realice la atención adecuada. Por otro lado, pueden ser tratados con alternativas caseras. Sólo recuerda que la mejor manera de evitar este tipo de complicaciones es manteniendo una higiene bucal adecuada y constante.

Alternativas caseras para tratar el flemón o absceso dental

absceso dental
 

Antiinflamatorios naturales

En caso que no tengas a la mano antiinflamatorios de farmacia, puedes optar por uno natural. En este caso se trata del ajo, posee grandes propiedades antisépticas y antiinflamatorias que te serán muy útiles para este tratamiento. Sólo toma un diente, machácalo hasta que quede pastoso y colócalo en el área afectada, notarás como disminuye la inflamación en cuestión de minutos.

Bicarbonato de sodio y sal

Esta combinación es ideal para bajar la inflamación y drenar el absceso.  Sólo necesitas mezclar una cucharadita de sal con una de bicarbonato y colocar sobre el absceso durante la noche. También puede optar por hacer una pasta agregándole agua. Deja actuar por unos cinco minutos y enjuaga normalmente.

Enjuague bucal con sal

Hacer buches de agua con sal también es una buena opción para desinflamar, matar bacterias y aliviar el dolor. Mezcla dos cucharadas de sal en 500 ml de agua fría, y procede a realizar buches por unos cinco minutos. Realiza el proceso tres veces al día.

Enjuague con agua oxigenada

Esta técnica es infalible para eliminar las bacterias y tratar la infección. Necesitarás mezclar una cucharada de agua oxigenada en 200 ml de agua y hacer buches por unos tres minutos, tres veces al día. Los efectos curativos son rápidos.

Agua de cebolla

La cebolla es una aliada para curar el flemón, sus propiedades bactericidas ayudarán a tratar la infección y disminuirla rápidamente. Prueba colocando un trozo muy fino sobre la parte afectada o también puedes realizar una infusión con ella y hacer buches cada cuatro horas.

Compresa tibias

Si presentas inflamación en una de tus mejillas, utiliza pañitos o compresas humedecidas en agua tibia. Colócalos por dos minutos y vuelve a humedecer. Esto ayudará a que el flemón madure y aliviará la presión. Repite el proceso tres veces al día.

Aceites esenciales

Los aceites naturales contienen propiedades curativas increíbles. Mezcla una cucharadita de aceite de aceite de oliva y aceite de coco, añade tres gotas de aceite de clavitos dulces, en caso de no tener este ingrediente, tritura tres clavos y agrégalos a los demás aceites. Empapa un algodón o hisopo y seguidamente aplica sobre la zona afectada. Esto tendrá un efecto sedante y calmará el dolor por unas cuantas horas.

Puedes saber como reventar un flemon  aunque el flemon se revienta solo o tambien al usar un antibiotico para flemon sin receta sobre todo para cuando tienes en el flemon dental complicaciones 

flemon muela del juicio